Falsas creencias sobre el tabaco

By septiembre 19, 2018Fundación SHE

Un alto número de personas empiezan a fumar en la adolescencia. Este inicio se debe en cada caso a diferentes factores, y lo que sí se ha podido evidenciar es que, en la mayoría de los casos, existen una serie de creencias  acerca de los beneficios del tabaco, muy extendida entre la población adolescente, y también adulta.

Desde casa podemos ayudar a que no inicien este hábito tan perjudicial para la salud, desmitificando algunas de estas creencias:

  • El tabaco ayuda a relajarse: en realidad ¡el tabaco aumenta la ansiedad! En este enlace puedes mostrarle evidencias de ello: http://www.tendencias21.net/Abandonar-el-tabaco-calma-la-ansiedad_a14688.html
  •  El tabaco ayuda a divertirse: muchas veces se asocia el tabaco a situaciones sociales, salidas con los amigos, o fiestas, de ahí que se le considere una fuente de información. Sin embargo, el hecho de que esas situaciones sean o no divertidas no depende tanto del tabaco sino de sí mismo y las personas con las que elige estar. Puedes ayudarle a reflexionar sobre cuales son sus vías de diversión, si en ellas el tabaco es un factor imprescindible, y si hay algunas en las que el tabaco no está presente. También se puede conducir la reflexión a que, si una de las formas que tiene de divertirse es haciendo ejercicio, fútbol, bailar, montar en bici, etc., en lugar de ayudarle a divertirse haciéndolo, le reduce la capacidad y por tanto se divierte menos, hasta incluso puede tener que llegar a abandonarlo. 
  • El tabaco te hace parecer mayor: muchos adolescentes fuman para calmar su inseguridad, y creen que fumar es algo que te hace parecer más mayor. Se puede poner un poco de humor, mostrando esta imagen donde se ve que efectivamente el tabaco hace parecer mayor, pero no de la forma que cree, sino porque envejece la piel y deja los dientes negros y amarillos. http://assets.nydailynews.com/polopoly_fs/1.42812.1313747778!/img/httpImage/image.jpg_gen/derivatives/gallery_1200/gal-cuba-cigar3-jpg.jpg
  • El tabaco ayuda a cuidar tu cuerpo porque adelgaza. En el siguiente el enlace un estudio muestra que esto es FALSO, ya que en realidad favorece el sobrepeso: http://www.aperderpeso.com/enfermedades-obesidad/relacion-entre-el-consumo-de-cigarrillo-y-obesidad.html 

También podéis buscar juntos ejemplos de personas que  han adelgazado a través de una alimentación adecuada y el deporte.

  • El tabaco ayuda a que el corazón funcione mejor. Se puede fundamentar que es FALSO a través de los contenidos de este enlace: http://www.fundaciondelcorazon.com/prevencion/riesgo-cardiovascular/fumar-tabaco-tabaquismo.html
  • El tabaco ayuda a hacer amigos: quizá sea la creencia más difícil de rechazar porque a veces favorece conversaciones con personas que no conocemos. Sin embargo, hoy en día que los fumadores no pueden acceder a todos los espacios, como restaurantes o eventos culturales y deportivos, fumar puede suponer algo que les aísla del resto. Por eso te recomendamos que le ayudes a sentirse seguro aprendiendo otras habilidades para relacionarse con los demás.

Imagen: pixabay